Sistemas de inspección, acreditación y supervisión

Last update 29 Mar 18
FICHA 3

La calidad y la mejora de la rendición de cuentas de las escuelas y los docentes puede conseguirse a través de sistemas efectivos de inspección externa.

En todo el mundo las escuelas se inspeccionan apoyándose en el argumento de que la inspección contribuye a mejorar la calidad de las escuelas y del sistema educativo. Aunque dependiendo de las tradiciones se utilizan términos distintos—como acreditación, inspección o supervisión escolar—estos procesos tienen generalmente dos objetivos interrelacionados: la rendición de cuentas pública y el desarrollo escolar.(2)(3) El particular equilibrio de estos objetivos y su impacto sobre la enseñanza y el aprendizaje en las escuelas dependen del contexto político y del sistema educativo de cada uno de los países.(9)

 

Cuestiones y debate

Tradiciones y terminologías diferentes

Las inspecciones escolares se encuentran institucionalizadas y son practicadas de formas diferentes en todo el mundo, lo que ha dado lugar a una serie de terminologías diferentes. En la mayor parte de Europa y en muchos países desarrollados, el término "inspección escolar" se define como un proceso de examen periódico y selectivo llevado a cabo para obtener información verificada de forma independiente sobre si las escuelas cumplen con las normas de funcionamiento nacionales y locales establecidas.(15)(24)

El uso del término "acreditación" se encuentra ampliamente extendido en Estados Unidos y Canadá con el fin de informar que se trata de un procedimiento de control de calidad específico que otorga un "sello de aprobación" que indica que un colegio ha cumplido determinadas normas mínimas y garantizando que el mismo está comprometido con la mejora continua de sus resultados.(4)(21)(33)

En los últimos tiempos el término "supervisión escolar" se ha venido utilizando en un número cada vez mayor de países en desarrollo para conseguir el objetivo de mejorar las escuelas mediante un método de apoyo y orientación continuos.(8)(16)

Otros términos que también se utilizan son los de evaluaciones escolares y asesores escolares o pedagógicos. A pesar de las diferentes denominaciones, el núcleo fundamental de esta actividad sigue siendo la recopilación de datos y la facilitación de comentarios e informaciones para la mejora institucional, profesional y del sistema.

Elementos básicos de un sistema de inspección y acreditación que funcione correctamente

Estructura organizativa: La estructura organizativa varía dependiendo de los sistemas educativos, pero generalmente consiste en un servicio de inspección regional o agencia de acreditación nacional y/o regional. Esta agencia gestiona los sistemas de inspección/acreditación ejerciendo tres tipos principales de funciones; a) ofrecer información pública sobre la calidad de la educación; b) garantizar el cumplimiento de las normas y reglamentos, y c) ofrecer un servicio para la gestión y mejora de la calidad.(15)

La política de gobernanza "dura" consiste en la fijación de objetivos, la gestión de resultados, marcos de referencia e indicadores y la utilización de los datos para promover la competencia y la mejora. La política de gobernanza "suave" hace referencia a los procesos de mediación, creación de redes y asociaciones de actores basadas en la autoevaluación, dar buenos ejemplos y en el aprendizaje de las mejores prácticas. La mayoría de los procedimientos de inspección/acreditación se mueven a medio camino entre la gobernanza "dura" y la gobernanza "suave".(9)

Fijación de normas y criterios dentro de un marco para la inspección: Los servicios de inspección o las agencias de acreditación establecen un marco que subraya el fin de la inspección, qué aspectos de la calidad deberían ser objeto de inspección, las normas/indicadores a utilizar y los pasos a dar después de la inspección para mejorar la calidad.

Los aspectos fundamentales que se abordan en una inspección son entre otros

1) la eficacia general: la finalidad, dirección, calidad y normas educativas;
2) la eficacia del liderazgo y la gestión;
3) la calidad de la enseñanza, del aprendizaje y de la evaluación;
4) el desarrollo personal, comportamiento (asistencia, puntualidad) y bienestar de los alumnos;
5) los resultados del aprendizaje de los alumnos (capacidades diferentes, contextos de procedencia, etc.);
6) los recursos y sistemas de apoyo.

Muchos servicios de inspección elaboran manuales o guías para los inspectores y las escuelas con el fin de explicarles estas normas y criterios, así como los procesos de inspección.(1)(23)

Metodologías de inspección: Los métodos de evaluación interna y externa se desarrollan habitualmente en cuatro fases:

1) recopilación de datos cuantitativos y cualitativos con arreglo a las normas y criterios establecidos;
2) evaluación y análisis;
3) redacción del informe de evaluación e
4) implementación de cambios.

Evaluación interna, también conocida como autoevaluación escolar, que permite a la escuela determinar cuáles son sus propias debilidades y elaborar planes de mejora de la calidad .(29)

En la mayoría de los países se considera a esta evaluación como una fuente de información para el inspector; esta información jugará un papel a la hora de elaborar la agenda para la visita de inspección y puede hacer que ésta sea más significativa y útil.(9)

La evaluación externa es llevada a cabo por inspectores que no tienen relación con la escuela y que informan a la misma sobre cuáles son sus puntos fuertes y débiles, indicándolas cómo mejorar. Tanto en los sistemas de evaluación internos como externos, la utilización de criterios realistas y transparentes ayudan a que el informe de inspección sea más útil.(10)(13)

Los informes de inspección se utilizan también para hacer un seguimiento de las escuelas y para verificar que las mejoras son luego introducidas en la práctica.(15)(34)

Competencias de los inspectores: La calidad de las inspecciones escolares depende, en cierta medida, de las competencias de los inspectores que las realizan. Los inspectores deben considerar su trabajo como neutral y objetivo, evitar conflictos de interés y actuar como "amigos críticos". Las relaciones de los inspectores con las escuelas, los estilos de comunicación, así como los comentarios y asesoramiento que ofrecen a las escuelas son importantes a la hora de que éstas estén dispuestas (o no) a tomar medidas sobre las cuestiones planteadas por la inspección.(20)(11)(17)

Los inspectores deberían ser capaces de detectar y distinguir entre lo que son verdaderamente logros de las escuelas y lo que son resultados prefabricados para para pasar la inspección. Los inspectores deben poseer conocimientos especializados y experiencia en dirección para poder valorar la calidad de los docentes y de la escuela y ayudar al desarrollo de una cultura de autoevaluación en las escuelas.(18)(26)

Las críticas a los inspectores no es un fenómeno infrecuente. Por consiguiente, se espera de los inspectores que tomen sus decisiones basándose en datos e informaciones de primera mano y que apliquen los criterios de inspección de forma fiable y objetiva.(18)(26)

Prácticas efectivas para la realización de comentarios y mejoras

Para inspirar a las escuelas es necesario que inspectores con credibilidad les informen de forma clara y explícita sobre su funcionamiento y sobre sus puntos fuertes y débiles en relación con el marco normativo vigente. Las escuelas con dificultades y contextos difíciles necesitan ser tratadas con una sensibilidad distinta a las escuelas con alumnos con un alto nivel socioeconómico.(10)(30)

Con independencia del tipo de escuela, si de lo que se trata es de conseguir mejoras, el sistema de inspección deberá incorporar planes de seguimiento. Además de informar directamente a las escuelas, otros mecanismos de seguimiento podrían ser la publicación de resultados, la elaboración de planes de mejora, el otorgamiento de premios y la imposición de sanciones.(35)

En algunos casos, el seguimiento podría realizarse fuera de la escuela propiamente dicha como, por ejemplo, mediante mejoras sistémicas en la formación de los docentes, especialmente en relación con aquellos temas que parecen afectar a muchas escuelas o al conjunto del sector.

Advertencia sobre la utilización de los resultados de la inspección en tablas de clasificación escolares y medios públicos de comunicación

Los docentes y directores de muchos países consideran que las tablas de clasificación del rendimiento escolar tienen efectos negativos sobre su bienestar, provocándoles pérdida de control, una sensación de limitación sin creatividad, y la frustración de tener que trabajar siguiendo una agenda política (y en algunos casos comercial).(5)(19)(22)(25)(27)(28)(31)

Los medios de comunicación de masas tienen un gran poder a la hora de presentar, calificar e interpretar el significado de las inspecciones escolares, en algunos casos con efectos negativos.(5)(6)(7)(22)(28)

 

Consideraciones sobre la inclusividad

Las escuelas fuera del sistema educativo general

Las escuelas que se encuentran fuera del sistema educativo público general, como las escuelas privadas de bajo coste, los colegios internacionales y las escuelas que se ocupan de minorías o comunidades étnicas específicas, deben ser objeto también de inspecciones, aunque aplicando unos criterios adecuados. Esta práctica ayuda a garantizar que todos los estudiantes acudan a escuelas que presentan una calidad adecuada.(12)(32)

 

Ejemplos de políticas

References and sources
  1. AdvancED. 2011. Standards for Quality Schools.
  2. Altrichter, H. and Kemethofer, D. 2015. Does Accountability Pressure through School Inspections promote school Improvement? School Effectiveness and School Improvement: An International Journal of Research, Policy and Practice, 26(1):32-56
  3. Bernasconi, A. 2004. Current Trends in the Accreditation of K-12 Schools: Cases in the United States, Australia, and Canada, Journal of Education, 185(3):73-82
  4. Bruner, D. Y. and Brantley, L. L. 2004. Southern Association of Colleges and Schools Accreditation: Impact on Elementary Student Performance, Education Policy Analysis Archives:12(34)
  5. Clarke, J. and Ozga, J. 2011. Governing by Inspection? Comparing school inspection in Scotland and England. Paper presented at the Social Policy Association conference, July 2011, at the University of Lincoln, England.
  6. Dedering, K. 2015. The same procedure as every time? School inspections and school development in Germany, Improving Schools, 18(2):171-184
  7. Dedering, K. and Muller, S. 2011. School Improvement through Inspections? First Empirical Insights from Germany, Journal of Educational Change, 12(3):301-322
  8. De Grauwe, A. 2001. School Supervision in Four African Countries, Volume 1: Challenges and Reforms. Paris: UNESCO IIEP
  9. Ehren, M., Gustafsson, J., Altrichter, H., Skedsmo, G., Kemethofer, D. and Huber, S. 2015. Comparing Effects and Side Effects of Different School Inspection Systems Across Europe, Comparative Education, 51:3, 375-400
  10. Ehren, M. and Visscher, A.J. 2006. Towards a Theory on the Impact of School Inspections, British Journal of Educational Studies, 54(1):51-72
  11. Ehren, M. and Visscher, A. 2008. The Relationships between School Inspections, School Characteristics and School Improvement, British Journal of Educational Studies, 56(2):205-227
  12. Fertig, M. 2007. International School Accreditation: Between a Rock and a Hard Place?, Journal of Research in International Education, 6(3): 333-348
  13. Gaertner, H. and Pant, H. A. 2011. How Valid Are School Inspections? Problems and Strategies for Validating Processes and Results, Studies in Educational Evaluation, 37(2-3):85-93
  14. Jaffer, K. 2010. School Inspection and Supervision in Pakistan: Approaches and Issues, Prospects: Quarterly Review of Comparative Education, 40(3):375-392
  15. Janssens, F. and van Amelsvoort, G. 2008. School Self-evaluations and School Inspections in Europe: An Exploratory Study, Studies in Educational Evaluation 34:15–23
  16. London, N. A. 2004. School Inspection, the Inspectorate and Educational Practice in Trinidad and Tobago, Journal of Educational Administration, 42(4):479 - 502
  17. Mclaughlin, T.H. 2001. Four Philosophical Perspectives on School Inspection: An Introduction, Journal of Philosophy of Education, 35(4):647-654
  18. Mcnamara, G. and O'Hara, J. 2012. From Looking at Our Schools (LAOS) to Whole School Evaluation--Management, Leadership and Learning (WSE-MLL): The Evolution of Inspection in Irish Schools over the Past Decade, Educational Assessment, Evaluation and Accountability, 24(2):79-97
  19. Maguire, M. ; Perryman, J. ; Ball, S. and Braun, A. 2011. The Ordinary School – What is it?, British Journal of Sociology of Education, 32(1):1-16
  20. Morrison K. 2009. School Inspection in Small States and Territories: an Overview and Case Study of Macau, Compare: A Journal of Comparative and International Education, 39(6):751-767
  21. Mullen, C., Stover, L. and Corley, B. 2001. School Accreditation and Teacher Empowerment: an Alabama Case, Teacher Development: An international journal of teachers' professional development, 5(1):101-118
  22. Neves T. ; Pereira M. J. and Nata G. 2014. Head Teachers' Perceptions of Secondary School Rankings: Their Nature, Media Coverage and Impact on Schools and the Educational Arena, Education as Change, 18(2):211-225
  23. OFSTED.2015. School Inspection Handbook.
  24. Penninckx, M. ; Vanhoof, J. ; De Maeyer, S. and Van Petegem, P. 2014. Exploring and Explaining the Effects of Being Inspected, Educational Studies, 40(4):456-472
  25. Perryman J. 2007. Inspection and Emotion, Cambridge Journal of Education, 37(2):173-190
  26. Perryman J. 2009. Inspection and the Fabrication of Professional and Performative Processes, Journal of Education Policy, 24(5):611-631
  27. Perryman, J., Ball, S., Maguire, M. and Braun, A. 2011. Life in the Pressure Cooker -School League Tables and English and Mathematics Teachers’ Responses to Accountability in a Results-Driven Era, British Journal of Educational Studies, 59(2): 179-195
  28. Rönnberg L. and Segerholm C. 2013. In the Public Eye: Swedish School Inspection and Local Newspapers: Exploring the Audit–Media Relationship, Journal of Education Policy, 28(2):178-197
  29. Schildkamp, K. ; Visscher A. 2009. Factors Influencing the Utilisation of a School Self-Evaluation Instrument, Studies in Educational Evaluation, 35(4):150 -159
  30. Schildkamp, K. ; Visscher A. 2010. The Use of Performance Feedback in School Improvement in Louisiana, Teaching and Teacher Education, 26:1389-1403
  31. Thomas, G.1998. A Brief History of the Genesis of the New Schools’ Inspection System, British Journal of Educational Studies, 46(4):415-427
  32. Tokunaga, T. and Douthirt-Cohen, B. 2012. The Ongoing Pursuit of Educational Equity in Japan: The Accreditation of Ethnic High Schools, Equity & Excellence in Education, 45(2):320-333

  33. Wood, C. and Meyer, M. J. 2011. Impact of the Nova Scotia School Accreditation Program on Teaching and Student Learning: An Initial Study, Canadian Journal of Educational Administration and Policy, Issues 124
  34. Yeung, S. 2012. A School Evaluation Policy with a Dual Character, Educational Management Administration & Leadership, 40(1):37-68
  35. OECD. 2013. Synergies for Better Learning: An International Perspective on Evaluation and Assessment. OECD Reviews of Evaluation and Assessment in Education.
Añadir a favoritos

Glosario

En la biblioteca